18 ene. 2015

EL LORO DE NEGRO

Todos los días se repetía la misma escena, una mujer pasaba por debajo de un balcón donde había un loro, éste, al paso de la mujer, le soltaba un---Puta!!, la mujer indignada le gritaba al loro para espantarlo, pero el loro ni se inmutaba y le volvía a soltar..Puta!. Un día, la mujer harta de tanto piropo, subió hasta el piso  donde se encontraba el loro, llamó a la puerta y le abrió el dueño del piso y del loro, al que le dijo..mire, estoy harta de que su loro me diga todos los días puta, le voy a denunciar a ud. como dueño y no hacer nada para impedirlo; a lo que el dueño le contestó..mire yo lo siento, pero que quiera que haga, es un loro; la mujer le dice, pues yo que sé, como castigo.. pinte-lo de negro. Al día siguiente, la mujer al pasar por debajo del loro y al verlo pintado de negro, le dice, vaya vaya, hoy no me dices nada eh? que calladito estás, a lo que el loro le contesta..el día que visto de smoking no hablo con putas.


8 comentarios:

  1. Gracias por tu comentario y un saludo desde Madrid.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por tu visita y tu atención Antonio, espero seguir con la buena relación, como debe ser
      SAludos cordiales desde Barcelona

      Eliminar
  2. Importante, Toni, muy importante es el saber reírse a tiempo ... esa, seguro, es una buena manera de llegar a 100ipico.
    Gracias y un abrazo de lunes por la tarde ... muy viajado.

    ResponderEliminar
  3. Muy bueno, Toni: de etiqueta hay que guardar las formas...

    Un abrazo, Toni

    ResponderEliminar